Cuatro consejos para ahorrar dinero si vas a estudiar fuera de casa

Cuatro consejos para ahorrar dinero si vas a estudiar fuera de casa
Valora esta entrada

¿Ha llegado el momento de alejarte de tu familia para comenzar una nueva etapa en forma de carrera universitaria o máster? ¿Es la primera vez que vas a vivir fuera de casa? Para emprender la aventura, la motivación por prepararte para el mundo laboral, las ganas de crecer a nivel personal y la ilusión por vivir nuevas experiencias son realmente importantes. Pero aprender a gestionar las finanzas personales para sacarle el máximo partido al presupuesto mensual del que dispongas también es fundamental. Por ello, si eres una de las tantas personas que ha decidido realizar sus estudios en una nueva ciudad, comunidad autónoma o país, en este artículo ofrecemos una serie de consejos para ahorrar dinero en tu día a día.

¿Residencia de estudiantes o piso compartido?

A menudo esta es la mayor preocupación para los estudiantes y sus padres. Dependiendo del destino, en ocasiones resulta complejo dar con un alojamiento que cumpla las expectativas de ambos sin suponer un coste demasiado elevado.

Son muchos los que se decantan por los alquileres compartidos. Habitualmente son más económicos, ofrecen al estudiante mayor libertad y, además, son la forma perfecta de comenzar a asumir responsabilidades y aprender a gestionar completamente la economía personal.

Por otro lado, las residencias incluyen los gastos de agua y electricidad, conexión a internet, manutención y la limpieza y, en muchas ocasiones, aquellas que dependen de las universidades suelen estar subvencionadas.

Conviene, por lo tanto, analizar los pros y contras de ambas opciones en función de las necesidades y la situación económica personal antes de tomar la decisión final.

Programa de becas y otras ayudas

La principal forma de ahorrar siendo estudiante son los sistemas de becas que ofrecen los gobiernos regionales y estatales, basadas en criterios como la situación económica o el rendimiento académico (¿cumples los requisitos?). Las que dependen del Ministerio de Educación (MEC) –que puedes consultar aquí– son concedidas en función de la renta y el patrimonio, por lo que la cuantía de las ayudas no es la misma para todos. Y aunque el momento en el que son ingresadas a los beneficiarios varía cada año, existen formas para evitar que esto suponga un problema. ABANCA, por ejemplo, ofrece anticipos de la beca de estudios MEC.

En segundo lugar, algunas universidades, sobre todo las privadas, también ofrecen ayudas económicas, subvencionando una parte de la matrícula, el comedor o los programas de movilidad, entre otros.

Y, por supuesto, los préstamos bancarios específicos para estudiantes universitarios o de máster, como el Programa Estudia, que hace, para quienes lo necesiten, mucho más llevadera la tarea de comenzar esta nueva etapa fuera de sus hogares.

Carnets y descuentos

Vinculados a las comunidades autónomas –en el caso de Galicia, el Carné Xove–,estos carnets ofrecen descuentos en un amplio abanico de productos y servicios como museos, cine, locales de restauración, hoteles, gimnasios, cursos… Y en los medios de transporte más empleados por aquellos que estudian fuera de casa: los trenesautobuses. Además, algunas grandes empresas como Apple tienen ofertas para quienes acrediten que están cursando estudios universitarios

Con los carnets universitarios también es posible aprovecharse de algunas de las ventajas arriba mencionadas y otras diferentes, que varían en función de la institución.

Tu propia cuenta bancaria: el mejor consejo para ahorrar dinero

Si estudias fuera de casa, lo más conveniente para administrar tu presupuesto adecuadamente y no encontrarte con sorpresas a final de mes es que abras una cuenta para poder consultar tus movimientos, controlar los gastos y, en definitiva, aprender a ser autosuficiente gestionando tu economía.

Las cuentas para jóvenes, además, ofrecen numerosas ventajas: ausencia de comisiones por transferencias, posibilidad de sacar dinero en el extranjero de manera gratuita, traspasos automáticos, etc. Por ejemplo, con la Cuenta Clara de ABANCA, si tienes menos de 35 años, podrás beneficiarte de estas y muchas otras cosas, y, de este modo, ahorrar de manera automática.

¡Deja un comentario!
No hay comentarios todavía

Dejar un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.

Puedes usar etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

¿Quieres estar al día de todos los trucos de ahorro?

Si te apetece, podemos enviarte cada quince días una selección de los contenidos más últiles para que no te pierdas nada. Si quieres que aumenten tus ahorros, suscríbete y verás.