Viajar en caravana: cómo ahorrar dinero

Viajar en caravana: cómo ahorrar dinero
3 (60%) 11 votos

Viajar en caravana no solo permite ahorrar dinero en alojamiento, sino que además llevas el transporte y la cocina incorporados, por lo que no tendrás que gastar dinero en taxis, trenes ni en restaurantes cada día. La autocaravana te ofrece todo lo que una persona o una familia puede necesitar.

Por ello cada vez son más los que se animan a coger carretera y manta y vivir la experiencia del caravaning. Es una manera diferente y original, a la vez que divertida y flexible, de vivir las escapadas, y podemos tanto adquirir nuestro propio vehículo como recurrir a una empresa de alquiler.

¿Alquilar o comprar una autocaravana?

Elegir entre el alquiler o la compra puede ser una de las mejores preguntas que hacerse para aprovechar al máximo cualquier viaje y en cualquier compañía.

Comprar una autocaravana es una decisión práctica que permite una libertad absoluta en cuanto a tiempos y destinos. Pero a la autonomía que dota esta situación, hay que añadir el precio inicial de la compra, acompañado de otros aspectos como el coste del seguro, el impuesto de circulación, el mantenimiento y si contamos con un espacio para aparcarla, que puede costar o no dinero.

En lo que respecta a alquilar, es una buena opción, sobre todo, para los principiantes ya que se puede probar por unos días, por ejemplo. Para los que ya llevan kilómetros encima, igualmente es más que apetecible ya que la comodidad de recoger y devolver una autocaravana y preocuparse de ella sólo unos días es cómodo y muy valorable.

Por otro lado, para comprar y mantener una autocaravana es recomendable haber tenido un contacto previo con el caravaning y estar seguros de nuestra decisión. Es óptimo sentirse a gusto, además de tener la plena seguridad de que se va a emplear para viajar y no va a estar desatendida, es decir, que va a ser una compra efectiva y utilizada para hacernos vivir recuerdos imborrables en carretera. También hay que informarse previamente de los modelos y las cuantías, de lo que gasta cada vehículo y contrastarlo con el presupuesto inicial con el que contemos.

Si ya has vivido la experiencia y quieres dejar de alquilar todos los veranos, recuerda que en ABANCA te ofrecemos la financiación que necesitas con nuestro préstamo Auto 24h.

Alquiler de autocaravanas entre particulares

El consumo colaborativo también ha llegado al alquiler de caravanas y autocaravanas. Tan sencillo como alquilar la autocaravana directamente a un particular con la única intermediación de una plataforma que te garantice el pago y el seguro de viaje. Una de las páginas más utilizadas es Alquilar mi autocaravana y está disponible para realizar viajes por toda Europa.

Si tratas de alquilar a través de una agencia tradicional verás que siempre hay algún vehículo con un precio más asequible, pero a la hora de organizar el viaje puede que se te quede pequeño y tendrás que elegir un modelo superior (y ahí es donde deja de ser barato).

Cuando alquilas a particulares normalmente es al revés, los vehículos muy pequeños son algo más caros que por agencia pero puedes encontrar vehículos de categoría superior a precios mucho más bajos. Si te decides a realizar un viaje de este tipo quizás consigas un mejor precio alquilando a un particular.

Viajar en caravana: ideas para ahorrar dinero

Te contamos pequeños trucos para ahorrar al máximo en tus viajes, de forma que puedas realizar múltiples viajes al año y de este modo rentabilizar al máximo tu caravana o autocaravana.

Por supuesto, con estos trucos no vamos a lograr que viajes gratis, pero cada euro suma al ahorro, y eso siempre es algo a tener en cuenta.

Conducción eficiente:

Planifica tus rutas con anticipación y ayudándote de herramientas como aplicaciones, guías y mapas de viajes, escoge las vías en buen estado, las vías gratis o las más económicas. Descubre cómo ahorrar gasolina con los trucos de nuestro post  y ahorra hasta un 20% de combustible.

Velocidad constante:

Evita frenazos y acelerones, así harás que el motor revolucione menos y recuerda usar marchas cortas cuando sea imprescindible. Si haces una parada larga apaga el motor. De esta manera y conduciendo de forma eficiente ahorrarás unos cuantos euros.

Las tarjetas de las gasolineras:

Consulta primero por internet qué gasolineras son las más económicas y te ofrecen más beneficios. Además de repostar también puedes cargar el agua de la caravana de forma gratuita.

El clima:

Las temperaturas suaves  son las mejores en un roadtrip ya que te permiten ahorrar en calefacción en el invierno y en aire acondicionado en verano. Dentro de la caravana si hace frío, es preferible que te abrigues bien y si hace calor casi  debes viajar en bañador..

La comida:

Debes decidir si te conviene comer fuera o preparar tu propia comida en función del presupuesto con el que cuentes. Aprovechando que viajas en una casa rodante lo ideal sería comer en el vehículo. Pero si vas al extranjero es normal que te apetezca probar la comida de tu destino. Para no gastar demasiado, te puedes preparar las comidas principales en la caravana y  degustar los platos típicos del destino. No olvides de preparar la merienda o un tenten y llevarla en una mochila mientras sales de excursión.

Turismo:

Infórmate bien antes de arrancar. Algunos lugares ofrecen entrada gratuita o reducida, dependiendo del horario o días de la semana. Es una buena opción para ahorrar un montón de dinero en esto.

Viajes en la montaña:

Llena garrafas y recárgalas en las fuentes de agua potable gratuitas en lugar de comprar agua embotellada.

Los pasajeros:

Cuántos más mejor, y más grande será el ahorro ya que podréis compartir los gastos. Una buena opción es juntarse con un grupo de amigos.

Áreas de pernoctación:

Intenta evitar los campings siempre que puedas. Pernocta en lugares gratuitos, áreas autorizadas para las autocaravanas o en las estaciones de servicio. Si decides pernoctar en un lugar abierto como un paisaje asegúrate  antes de que la zona sea segura.

Comida preparada:

Si tu  viaje es corto o es solo una escapada, lleva comida ya lista desde casa y guárdala en la nevera del vehículo.

La bicicleta:

Si tienes una bicicleta puedes llevarla en tu vehículo. Te ayudará a moverte y así ahorrarás en gasolina y disfrutarás de la naturaleza.

La revisión:

Revisa tu vehículo y podrás ahorrar cientos de euros más tarde. Debes de revisar todo el vehículo y, si el viaje es largo, es aconsejable que lo revise también un mecánico. La batería, el aceite, los filtros, los neumáticos, el sistema de aire acondicionado, los niveles, todo, absolutamente todo, debe estar bien por tu bolsillo, por tu seguridad y por la seguridad de los demás.

Cuando salir:

En los meses de calor a primera hora y en invierno en las horas centrales del día. Evita viajar en caravana durante las horas de más tráfico y estudia las rutas menos transitadas.

Donde abastecerte:

Compara y buscar los supermercados con los mejores precios y ofertas.

Con estos tips podrás ahorrar algunos euros que podrás gastar en otras cosas, por ejemplo en ir a ese restaurante que tanto te han recomendado o en comprar ese recuerdo para llevar a nuestros familiares. Este ahorro nos permite tener pequeños lujos mientras viajamos.

 

 

 

Deja un comentario
No hay comentarios todavía

Comentarios cerrados

¿Quieres estar al día de todos los trucos de ahorro?

Si te apetece, podemos enviarte cada quince días una selección de los contenidos más últiles para que no te pierdas nada. Si quieres que aumenten tus ahorros, suscríbete y verás.