Familia monoparental: ventajas y consejos de ahorro

4.7/5 - (167 votos)

Contar solo con la figura materna o paterna puede implicar ciertas limitaciones en la dinámica familiar. Sin embargo, esta estructura también tiene sus beneficios. En este post explicaremos qué es una familia monoparental y sus ventajas, así como ayudas específicas que puedes pedir y consejos de ahorro. 

¿Qué son las familias monoparentales?

Una familia monoparental es aquella formada por un solo progenitor o progenitora, que tiene uno o varios hijos que están bajo su cuidado o dependencia. A diferencia de las familias biparentales, donde ambos progenitores están presentes, las familias monoparentales se caracterizan por la gestión única de una persona adulta.

Legalmente, una familia monoparental está formada por la madre o el padre que, estando separados legalmente o sin vínculo matrimonial, viven con sus hijos y los mantienen económicamente de forma exclusiva. Estos deben:

  • Ser menores de edad, salvo excepciones.
  • Ser mayores de edad que, bajo la legislación civil, tengan establecidas medidas de apoyo para el ejercicio de su capacidad jurídica, como la guarda de hecho, la curatela y el defensor judicial.

Es importante destacar que tener una familia monoparental no debe tener ninguna connotación negativa, sino que simplemente se refiere a la estructura familiar

Familia monoparental: ventajas y ayudas

Estas familias suelen enfrentar diversos desafíos, especialmente dificultades económicas y problemas para conciliar la vida laboral y familiar. Por eso, el gobierno concede unas ayudas a las familias monoparentales y ventajas relacionadas con la seguridad social. Estas ayudas pueden ser tanto estatales como regionales.

Estas son algunas de las ventajas de las familias monoparentales:

    • Apoyo tras el nacimiento. Beneficio de 1.000 euros en un pago único, si los ingresos no exceden los 13.313 euros al año.
    • Ayuda por hijo/a a cargo. 341 euros al año, con límites de ingresos de 12.313 euros para un hijo o 14.159 euros para dos.
  • Deducción en la renta. 
    • Agencia tributaria. Deducción de hasta 500 euros anuales para familias con dos hijos o más.
    • Ayuda para madres trabajadoras. 100 euros mensuales hasta que el hijo/a cumpla 3 años.
    • Guardería. Hasta 1.000 euros al declarar la renta si las madres trabajadoras llevan a sus hijos a la guardería.
  • Ayudas por desempleo. Cuando se agotan las prestaciones contributivas o subsidios a los que se tenía derecho, las personas desempleadas con obligaciones familiares tienen la opción de beneficiarse de varios programas.
    • Renta Activa de Inserción (RAI). Otorga 430 euros por 11 meses, orientada a víctimas de violencia o desempleadas de larga duración.
    • Programa Prepara. Proporciona 399 euros mensuales por 6 meses a personas desempleadas inscritas como demandantes de empleo, durante al menos 12 meses.
  • Ayudas por impagos de pensiones alimenticias. Si no estás recibiendo la manutención de tu hijo/a, puedes pedir un anticipo al Fondo de Garantía del Pago de Alimentos.
    • Asignación de 100 euros mensuales (hasta un período de 18 meses).
    • Es esencial haber reclamado legalmente la falta de pago de la pensión alimenticia.
    • Límite de ingresos de 9.681 euros anuales para familias monoparentales con 1 hijo, y 11.294 euros para aquellas con 2 hijos.
  • Bono social de la luz. Las familias monoparentales pueden acceder a descuentos de entre el 25% y el 50% en su factura eléctrica, dependiendo de sus ingresos y circunstancias familiares.

Cómo solicitar la ayuda para familias monoparentales y disfrutar de sus ventajas

Solicitar una ayuda para familias monoparentales implica seguir una serie de pasos y procedimientos específicos, dependiendo del tipo de ayuda que se desee obtener. Aquí te presentamos una guía general para realizar cualquier solicitud:

Identificar la ayuda

Antes de solicitar una ayuda, debes identificar qué tipo de asistencia estás buscando. Puede ser una deducción fiscal, una subvención por nacimiento, una ayuda por hijo a cargo, entre otras.

Reunir la documentación necesaria

La mayoría de las ayudas exigen una variedad de documentos para comprobar la situación familiar y económica. Algunos de los documentos más comunes incluyen:

  • Libro de familia o certificado de nacimiento de los hijos.
  • Certificado de empadronamiento.
  • Declaración de la renta o certificado de ingresos.
  • En caso de divorcio o separación, sentencia y convenio regulador.
  • Otros documentos que justifiquen la situación específica (por ejemplo, certificados de discapacidad, certificados de estudios, etc.).

Acudir a la entidad correspondiente

Dependiendo de la ayuda que desees solicitar, deberás dirigirte a la entidad correspondiente:

  • Para las ayudas estatales, como las de la Seguridad Social, es necesario acudir a las oficinas de la Seguridad Social o tramitarlas a través de su sede electrónica.
  • Para ayudas regionales o autonómicas, deberás acudir a las oficinas de bienestar social o equivalentes de tu comunidad autónoma.
  • Para deducciones fiscales, el trámite se realizará a través de la Agencia Tributaria durante la campaña de la declaración de la renta.

Presentar la solicitud

Una vez tengas toda la documentación y sepas dónde presentarla, deberás rellenar el formulario correspondiente de solicitud. Es necesario asegurar que todos los campos están correctamente completados y adjuntar todos los documentos necesarios. Tras presentar la solicitud, habrá un período de espera en el que la entidad correspondiente revisará la documentación y determinará si cumples con los requisitos para la concesión de la ayuda.

Responder a posibles requerimientos

En ocasiones, es posible que la entidad solicite información adicional o que necesita aclarar ciertos puntos de la solicitud. Es importante responder a estos requerimientos en los plazos establecidos para no perder el derecho a la ayuda.

Nueva ley de familia numerosa monoparental

La reciente Ley de Familias 2023 ha introducido cambios significativos en la concepción de la familia. Se ha eliminado el término “familia numerosa”, reemplazándolo por dos categorías de familias basadas en sus necesidades de apoyo a la crianza. Estos cambios influyen a la familia monoparental proporcionando algunas ventajas:

Familias con mayores necesidades de apoyo a la crianza:

  • Familias de una sola madre o padre con 2 hijos son consideradas numerosas, antes era con 3 hijos.
  • Familias monoparentales con dos hijos o más.
  • Aquellas con dos hijos y que uno de los dos tenga alguna discapacidad.
  • Familias con dos hijos y un cabeza de familia víctima de violencia de género o con custodia exclusiva sin derecho a pensión alimenticia.
  • Familias con dos hijos, donde un progenitor esté hospitalizado por un año o en prisión.

Familias con mayores necesidades de apoyo a la crianza de categoría especial:

  • Familias con cuatro hijos.
  • Familias con tres hijos, donde al menos dos provienen del mismo parto.
  • Familias con tres hijos y una renta no superior al 150% del indicador público de renta de efectos múltiples (IPREM).

Consejos de ahorro para la familia monoparental

  • Establece un presupuesto. Un control estricto de ingresos y gastos ayuda a identificar oportunidades de ahorro.
  • Planifica con antelación. Esto es válido para vacaciones, fechas festivas y otros eventos. Planificar puede resultar en mejores precios, aprovechando ofertas de temporada.
  • Compra inteligente. Aprovecha ofertas y descuentos, y compra al por mayor lo que realmente necesites. 
  • Red de apoyo. Conéctate con otras familias monoparentales o grupos de apoyo. Pueden intercambiar cuidado de niños, ropa que ya no se utiliza o hasta compartir recados.
  • Conoce las ayudas. Mantente al día con todas las ayudas, beneficios, ventajas o posibles deducciones.

Las familias monoparentales tienen retos únicos pero también beneficios y apoyos específicos. Si te encuentras en esta situación, no dudes en aprovechar todas las ayudas disponibles. Además, para una gestión financiera más eficaz, es recomendable considerar opciones bancarias adaptadas a tus necesidades. En ABANCA puedes encontrar soluciones financieras que se alineen con la realidad de las familias monoparentales.

Recuerda que los contenidos de este blog tienen carácter informativo. Cualquier actuación motivada por su contenido o por la interpretación de las normas a las que hace referencia deberá ser analizada de forma específica teniendo en cuenta la situación particular de que se trate.

Logo Movil

Recibe nuestros contenidos más útiles

Cada quince días en tu bandeja de entrada. Consigue además nuestra guía con ¡todo lo que debes saber para contratar un préstamo personal!