Ocho consejos para ahorrar con tu mascota

Te recibe como nadie cada vez que entras por la puerta, te hace compañía cualquier noche de sofá, peli y manta… Una mascota puede ser la mayor de las alegrías en una casa y, a la vez, una fuente de gastos permanentes todos los meses.

El desembolso que nos supondrá puede variar enormemente, y es que, sobra decirlo, no es lo mismo tener en casa un pequeño roedor que un pastor alemán. De todos modos, seguro que en ambos casos, si te lo planteases, podrías ahorrar con tu mascota: en la comida, los snacks, los juguetes, a través de los seguros de animales… Y un largo etcétera.

La clave está en reducir el gasto sin que vuestra calidad de vida y vuestra comodidad (la de tu animal, la de tu familia y la tuya propia) se vean alteradas. No será necesario reducir la calidad de su pienso o escatimar en salud, atención y cuidados, sino que más bien será una cuestión de aplicar el sentido de común y, sobre todo, de ser prácticos. A continuación, las respuestas a cómo ahorrar con tu mascota sin que siquiera se dé cuenta.

En lugar de comprar, adopta

La cantidad de dinero que ahorrarás será enorme. Además, estarás dándole una segunda oportunidad a un animal al que han abandonado en el pasado.

Asimismo, infórmate del carácter que tiene la mascota que quieres adoptar y ten presente que algunos animales tienen necesidades especiales o son más propensos a sufrir ciertas dolencias.

Su comida: compara y ahorra

Una vez sepas cuál es el producto más adecuado para alimentar a tu mascota, deberás buscar el comercio en el que encuentres el pienso más económico. En este sentido, buscando en internet encontrarás precios y ofertas de lo más interesantes.

Comprando paquetes grandes, buscando la mejor relación calidad-precio y asociándote con otras personas para hacer compras al por mayor también podrás ahorrar.

El baño en casa, mejor que la peluquería canina

Como comentamos anteriormente, todo dependerá de cuál sea tu mascota. En el caso de los perros, por ejemplo, podrás ahorrar una importante cantidad de dinero si sustituyes la peluquería por tu propia casa (al menos de vez en cuando, pues, por ejemplo, algunas razas necesitan cuidados especiales para su cabello).

Además, conviene apuntar que existen productos específicos de lavado en seco para animales con los que también podrás ahorrar en la factura del agua.

Fabrica tú mismo los juguetes y la ropa

Existen infinidad de tutoriales e ideas creativas en internet para que puedas fabricar tú mismo los juguetes de tu mascota o elaborar su ropa. Con maña y algo de imaginación (como sabes, para pasárselo en grande, los animales necesitan muy poco) será suficiente.

Incluso puedes utilizar apps de compra de segunda mano para conseguir ropa, comederos, trasportines para desplazarte con tu mascota, ¡o lo que encuentres!

Las campañas de esterilización y desparasitación

Existen hospitales veterinarios, asociaciones y otras entidades que ponen en marcha campañas de esterilización y desparasitación con las que hacerlo será mucho más económico. La Consellería de Medio Ambiente de la Xunta de Galicia lo recoge en esta orden.

Los seguros para animales

Con tu mascota más vale prevenir que curar. Dependiendo del animal que tengas será más o menos interesante que contrates un seguro con el que le ahorrarás a tu bolsillo más de un disgusto.

¡Por cierto! En las oficinas de ABANCA puedes contratar el Seguro Obligatorio de Responsabilidad Civil para los animales que así lo requieran.

Y por último: no olvides que tu mascota también puede ayudarte a ahorrar

¿Habías pensado que tu mascota también puede ayudarte a ahorrar en otros ámbitos de tu día a día? Podrás, por ejemplo, ahorrarte la cuota del gimnasio sustituyéndola por salir con tu perro a caminar o correr; sustituir otras actividades para relajarte jugando con tu gato sin necesidad de salir de casa… ¡Échale imaginación!

Comentarios

No hay comentarios todavía

Comentarios cerrados