Diferencias entre el saldo real y saldo disponible de mi cuenta, ¿por qué no coinciden?

Seguro que te ha pasado alguna vez. Entras en tu app de ABANCA y ves que por algún motivo el saldo actual y el saldo disponible de tu cuenta corriente no coinciden.

Para tu tranquilidad, no se trata de ningún problema con el dinero de tu cuenta. Lo que probablemente ocurra es que tengas parte de tu saldo retenido por algún pago pendiente. Si has encontrado algún desajuste en tu cuenta seguro que, a continuación, encontrarás la explicación.

¿Qué es el saldo retenido?

El saldo retenido es la diferencia entre el saldo real y el saldo disponible de tu cuenta. Normalmente se produce cuando hay uno o más pagos retenidos, ya sea por una empresa, el banco o la Administración que realiza un cargo en tu cuenta, y pueden producirse por diferentes razones.

El saldo retenido, entonces, hará referencia a la cantidad concreta que se encuentra en tu cuenta pero que está inaccesible durante cierto tiempo.

¿En qué situaciones me pueden retener el saldo?

Aplicar algún tipo de retención en los pagos es más frecuente de lo que puede parecer a simple vista. Seguramente ya te haya pasado alguna vez comprando en el extranjero, a la hora de alquilar un coche o de hacer reservas en hoteles o apartamentos turísticos.

Muchas empresas tienen como política no cargar directamente el pago o abonar un ingreso en la cuenta corriente por diferentes razones, como dar unos días al cliente para que esté conforme con el proceso realizado o bien porque les falta algún tipo de información para poder formalizar el pago.

A continuación, te enumeramos las situaciones más habituales en las que cierta parte de tu saldo puede quedar retenido durante unos días:

  • Compras en el extranjero
  • Finanzas al alquilar un coche
  • Reservas en hoteles, apartamentos turísticos, etc.
  • Pagos online: Amazon, AliExpress…
  • En ciertos supermercados y establecimientos
  • Peajes
  • Compras que realices a través de intermediarios, como PayPal.
  • Un ingreso de un cheque que todavía no se haya hecho efectivo
  • Una retención por la Administración para el pago de impuestos o multas, entre otros.

¿Por qué mi dinero está retenido?

En este punto entran en juego algunas cuestiones técnicas bancarias que te intentaremos explicar de forma sencilla.

Cuando haces alguna compra, ya sea por internet o presencial, el comercio solicita la autorización del pago al banco para que confirme que, efectivamente, hay dinero en la cuenta para pagar. En este momento es cuando el banco bloquea la cantidad de dinero en previsión del futuro cargo que llegará en los próximos días.

Posteriormente el comercio debe confirmar definitivamente el cargo. Este proceso puede tardar uno o dos días, aunque este tiempo de espera puede llegar hasta los 10 o 20 días dependiendo de la entidad bancaria.

También existe un plazo máximo para tener el saldo retenido. Si al cabo de ese periodo la empresa que realiza el cargo no lo confirma, el saldo retenido se liberará.

¿Cómo saber qué pagos tengo retenidos?

Es fácil comprobar tus cargos retenidos gracias a la app de ABANCA. Si quieres conocerlos, solo tendrás que acceder a los movimientos de tu tarjeta, ojo, no de la cuenta. Los cargos pendientes aparecerán con un reloj en color rojo, a diferencia de los confirmados que muestran un tick verde

¿Puedo utilizar el dinero que está retenido?

No, no podrás. Aunque técnicamente el saldo se encuentra en tu cuenta corriente, ese dinero está bloqueado para su posterior uso. Por lo tanto no podrás utilizarlo.

En el caso de los saldos retenidos a modo de fianzas, por ejemplo, a la hora de alquilar un coche, una vez comprobado que el vehículo se ha devuelto en perfectas condiciones, la empresa liberará ese dinero retenido para que lo puedas utilizar con normalidad.

Descubierto bancario: Y no gastes más de la cuenta

Las diferencias entre saldo real y saldo disponible pueden llevar a que se produzca un descubierto en tu cuenta. Esto no es más que que tu cuenta se quede en números rojos.

Esta situación ocurre con frecuencia, a veces por descuido o por un cargo inesperado. Por esto te recomendamos que compruebes los movimientos de tu cuenta con cierta frecuencia para que esta situación no se produzca.

Si decides activar el servicio de avisos de la app de banca móvil de ABANCA te avisaremos de los movimientos de tu cuenta que tú nos indiques.

Deja un comentario
No hay comentarios todavía

Comentarios cerrados

¿Quieres estar al día de todos los trucos de ahorro?

Si te apetece, podemos enviarte cada quince días una selección de los contenidos más últiles para que no te pierdas nada. Si quieres que aumenten tus ahorros, suscríbete y verás.