Seguro agrario contra granizo, sequías y otros imprevistos que amenazan tu explotación

Galicia ocupa el sexto lugar en el ránking de autonomías con mayor importancia del sector primario en relación al PIB. El peso de la ocupación, aunque se ha venido reduciendo en los últimos años, aún supone el 10% de todos los trabajadores en Galicia.

La importancia de este sector en materia laboral y económica es innegable, pero la actividad agropecuaria está condicionada por una gran variedad de riesgos que quedan fuera de nuestro control por el ser humano, como lo son: las condiciones meteorológicas, la posibilidad de enfermedad de los animales o las averías en maquinaria.

En los últimos años, algunas explotaciones veían perder todo el valor de su producción por heladas o incendios. Por eso, contar con un seguro agrario supone un balón de oxígeno para poder seguir adelante con las explotaciones en situaciones como los daños en la producción.

Coberturas específicas a través de un seguro agrario

Encontrar coberturas específicas para un modelo concreto de negocio nos evitan pagar por cláusulas innecesarias y cubrir una amplia gama de coberturas como:

  • La retirada de animales muertos.
  • La pérdida de animales de vacuno, cesáreas, el vacío sanitario por saneamiento, etc.
  • Seguro agrícola para viñedos, hortalizas, fruta y cultivos forrajeros, que puede cubrir si quieres el daño producido por jabalíes, topos u otros animales en las cosechas.
  • Seguros pecuarios especializados en apicultura, aviario, equino, porcino, ovino y caprino.
  • Seguro forestal.
  • Seguro avícola.
  • Seguros de maquinaria que cubren, entre otras, responsabilidad civil de trabajos en bienes propios o ajenos, accidente del conductor, asistencia médica, incendio, robo o pérdida total.

ABANCA cuenta con un equipo de profesionales especializados en el mundo agrario a través del cual puedes encontrar el seguro que más se adapta a tus necesidades. Puedes informarte sobre los planes de financiación para tu explotación, a través de los cuales podrás anticipar subvenciones concedidas, la devolución de los impuestos o financiando las obligaciones tributarias.

Comentarios

No hay comentarios todavía

Comentarios cerrados