Tips para mejorar la conexión de internet en casa

¿Sólo puedes usar el wifi en una parte de la casa? ¿Cuántas veces te has quedado sin conexión durante una reunión por vídeo? ¿Ver una película sin pausas es una odisea? Si estas situaciones te resultan familiares, sigue leyendo porque en este post recopilamos tips para mejorar la conexión de internet en casa.

Según datos del Eurostat, el 85% de la población usa internet y la mayoría lo hace desde la red wifi de su casa. Si a esto le sumamos que a raíz del coronavirus muchos hemos tenido que convertir nuestra casa en nuestra oficina, está claro que tener una buena señal de internet es un problema que preocupa a la población, y mucho.

Con estos tips podrás encontrar el motivo por el que tu conexión es de mala calidad y sacarle el máximo partido a tu red wifi. ¡Vamos allá!

Realiza una prueba de velocidad de internet

El primer paso es saber si realmente estás recibiendo la cantidad de megas que te corresponden. ¿Cómo? Con una prueba de velocidad de internet.

Es un proceso mucho más sencillo de lo que crees. Simplemente tendrás que conectar el router al dispositivo desde el que vayas a realizar la prueba, o estar bastante cerca de la señal, y acceder a la web del test de velocidad. En unos segundos comprobará tu velocidad de subida y bajada y podrás verificar si se corresponde con la que tienes contratada.

¿Tienes el router en el lugar adecuado?

Independientemente de la calidad de nuestro router o de nuestra fibra óptica, hay una serie de factores a los que no prestamos mucha importancia y que influyen mucho en la señal de internet, como pasa con la ubicación del router.

El router debe ubicarse en una zona libre de obstáculos, ya que pueden interferir en sus ondas. Así que nada de ocultarlo con decoración, cortinas, ni mucho menos guardarlo en un cajón. Los dispositivos electrónicos, como microondas o teléfonos inalámbricos, también interfieren en la señal de internet.

También debemos tener en cuenta que la señal se expande hacia abajo y hacia los lados, por lo que debe estar en una zona elevada, sobre una mesa o algún armario o estante.

Lo ideal es que esté en el centro de la vivienda para que llegue bien a todas las zonas, pero también se debe considerar que no en todas las partes de la vivienda la conexión a internet es igual. Con herramientas como Ekahau HeatMapper o WiFI Analyzer puedes detectar las zonas idóneas.

¿Tiene antenas externas tu router? Colocarlas perpendiculares al equipo también mejora su conexión.

Firmware y router actualizados

¿Tienes el firmware del router actualizado? Es más, ¿sabes que el firmware se actualiza periódicamente? Estas actualizaciones no suelen ser notificadas y por eso se pasan por alto pero, si no se ejecutan, el aparato termina quedándose obsoleto. ¿La solución? Descarga el firmware del sitio oficial del fabricante e instálalo.

El modelo del router también influye en la cobertura. Debe soportar el estándar WiFi 5, que es mucho más rápido que el WiFi 4. Si no es así, es hora de comprar una versión más moderna.

También puedes apostar por un router pro. Los modelos que ofrecen marcas como Asus o TP-Link ofrecen muchas más funcionalidades que los de las operadoras y pueden mejorar tu conexión y darte el control total de puertos y otros elementos con los que solucionar cualquier problema de conexión que puedas tener.

¿Tienes el mismo canal que tus vecinos?

Lo más común es que te toque compartir canal con varios vecinos, lo que repercute en la cobertura. Si lo cambias por un canal que esté más libre mejorarás la conexión de internet.

Con WiFi Analyzer también puedes buscar cuál es tu canal óptimo y con menos interferencias para conectarte.

¿Y si te están robando el wifi?

Este es otro de los motivos más comunes que reducen la velocidad de internet.

Comprueba cuántos dispositivos están conectados a tu red y bloquéale el acceso desde la configuración del router a los que no conozcas. También puedes optar por cambiar la contraseña por una más segura. Ya sabes, cuanto más larga, con caracteres diferentes y menos intuitiva, mejor.

Opta por un amplificador de señal wifi

¿Sigues sin notar mejoras? Puedes mejorar el alcance de tu router con un repetidor wifi o un dispositivo PLC (powerline). ¿Cuál es la diferencia entre estos dos amplificadores de señal wifi?

Los repetidores wifi funcionan bien en distancias cortas. Se colocan a una distancia intermedia del router y su función es repetir la señal para que llegue a los dispositivos que estén más lejos.

Los dispositivos PLC son los idóneos para viviendas más grandes. Estos dispositivos utilizan el propio circuito eléctrico de la casa como un cable de datos. De este modo transmiten la señal mucho más lejos y las paredes y techos de hormigón no son un obstáculo.

Otra opción posible, si no quieres comprar un amplificador, es aprovechar algún router ADSL viejo como punto de acceso. No sirve para la fibra óptica, pero puedes usarlo para crear un punto de acceso.

Esperamos que a estas alturas ya hayas encontrado la solución para mejorar tu conexión a internet. Si por el contrario sigues teniendo problemas, nuestro último tip es que llames al servicio técnico para que puedan encontrar a qué se debe tu mala conexión.

Si, por otra parte, eres un manitas tecnológico y sabes cómo hacer que tu conexión a internet vaya al 200%, te animamos a que compartas con nosotros en la sección de comentarios otros tips que conozcas y que te hayan funcionado.

Deja un comentario
No hay comentarios todavía

Comentarios cerrados

¿Quieres estar al día de todos los trucos de ahorro?

Si te apetece, podemos enviarte cada quince días una selección de los contenidos más últiles para que no te pierdas nada. Si quieres que aumenten tus ahorros, suscríbete y verás.