Estrategias de expansión para 2022

Todas las empresas, a lo largo de su actividad, pasan por diferentes fases de crecimiento. Fases para las que hay que estar preparado y disponer de los recursos necesarios para poder desarrollar estrategias de expansión óptimas.

El crecimiento y expansión de una empresa puede llegar a ser una tarea bastante compleja. Por eso, es fundamental tener una estrategia bien definida, “¿a dónde queremos llegar?” o “¿qué queremos conseguir?” son algunas de las cuestiones que tenemos que tener muy claras previamente. Sigue leyendo para conocer qué tipos de estrategias de expansión o diversificación podemos encontrarnos.

Cómo ampliar nuestra presencia empresarial

Normalmente, las empresas suelen tener un objetivo común, aprovechar las oportunidades de negocio que van surgiendo para generar mayores beneficios.

Es por ello que el proceso de crecimiento y expansión de una empresa implica tomar decisiones estratégicas. Algunas de ellas pueden ser abrir nuestro negocio en otros mercados (expansión) o ampliar nuestra gama de productos (diversificación).

Antes de nada, lo primero que debemos hacer es planificarnos. Definir un plan de actuación es clave para organizarnos y tener siempre presente nuestros objetivos. Para ello, debemos seguir los siguientes pasos:

  • Define tus objetivos. Definir qué es lo que quieres conseguir es clave. No solo para saber cómo va tu negocio sino también para medir posteriormente los resultados obtenidos. Deben ser objetivos alcanzables pero ambiciosos. De nada vale que te propongas un objetivo hiperbólico, ya que lo más seguro es que no lo consigas.
  • Investiga el mercado. Una vez que tienes claro lo que quieres conseguir, deberás realizar una investigación profunda del mercado. En esta etapa, es importante que identifiques el público objetivo al que quieres llegar, tu competencia y las diferencias culturales o sociales del nuevo mercado. Esto te ayudará para saber qué dirección debes tomar.
  • Desarrolla un plan de acción. Después de haber definido los objetivos y saber qué dirección tomar, recoge esta información en un plan de acción. Expón todas las acciones que vas a desarrollar, todos los recursos de los que dispones y cuáles serán necesarios. También es importante incluir una previsión de gastos y contemplar si vamos a necesitar algún tipo de financiación.

A continuación, vamos a ver dos tipos de estrategias de crecimiento diferentes. Las estrategias de expansión y las estrategias de diversificación.

Estrategias de expansión

Las estrategias de expansión se centran en intensificar el esfuerzo en la actividad actual de la empresa. Dependiendo del tipo de mercado y la actividad empresarial, nos encontramos:

  • Nuevos mercados. Consiste en buscar nuevos mercados para vender nuestro Si buscamos nuevos mercados en otros países, estaríamos hablando de una estrategia de expansión internacional.
  • Penetración en el mercado. Esta estrategia se basa en incrementar las ventas sin hacer ningún cambio en la actividad que se realiza. Se consigue utilizando diferentes tácticas de marketing. El objetivo es aumentar la cuota de mercado controlando diferentes variables.
  • Desarrollo de productos. Por último, la estrategia de desarrollo de productos se centra en la mejora de los productos actuales. Con este tipo de estrategia se ofrece un producto novedoso que capte la atención del público objetivo.

Estrategias de diversificación

Las estrategias de diversificación consisten en plantear un cambio de la actividad de la empresa para llegar a otro tipo de cliente. Por ejemplo, si una empresa vende móviles y decide empezar a vender fundas de móviles, estaría diversificando su actividad.

Con este tipo de estrategias las empresas consiguen llegar a otro tipo de cliente potencial y aprovechan al máximo sus recursos. Dentro de las estrategias de diversificación nos encontramos dos tipos:

  • Diversificación homogénea. Cuando se comienza una actividad afín a la que ya realizaba. Es el ejemplo de la empresa de móviles que decide empezar a vender fundas.
  • Diversificación heterogénea. En la diversificación heterogénea la actividad que se inicia no es afín a la que se realizaba. Por ejemplo, una empresa que vende coches y empieza a fabricar aires acondicionados.

Ayudas para el crecimiento empresarial

Cuando tomamos la decisión de hacer crecer nuestro negocio, hacemos balance de los recursos que tenemos y de los que nos hacen falta. Somos conscientes de que el crecimiento y expansión de una empresa supone una inversión grande.

Por otro lado, dependiendo del sector que sea, hay otro tipo de ayudas.

Si después de haber leído este post, te planteas hacer crecer tu negocio y buscas financiación, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. En ABANCA disponemos de diferentes opciones de financiación para pymes como los Fondos Next Generation, el mayor impulso económico de Europa a empresas para fomentar la generación de puestos de trabajo, su crecimiento y su capacidad de asumir rápidamente la transición digital y ecológica.. Si quieres saber más sobre estas ayudas, en el siguiente enlace conocerás qué tipo de fondos son y a qué sectores están destinados.

Como hemos visto, hay más de una estrategia de expansión de mercado y diversificación. Hay diferentes tipos y ninguna es mejor que otra. Dependiendo de la actividad de tu empresa, del tipo de producto y de tu capacidad financiera será más efectiva implementar una que otra. En cualquier caso, para tomar la decisión de expandirse es fundamental tener muy claro los objetivos y contar con los recursos necesarios.

¿Quieres estar al día de todos los trucos de ahorro?

Si te apetece, podemos enviarte cada quince días una selección de los contenidos más últiles para que no te pierdas nada. Si quieres que aumenten tus ahorros, suscríbete y verás.