Calendario de finanzas personales para el 2024

4.7/5 - (210 votos)

El cambio de año es el momento ideal para comenzar con el propósito de gestionar mejor tu dinero. Para esto, necesitas planificar tus finanzas personales mes a mes y llevar un control adecuado de los gastos e ingresos que se tienen en el hogar. De esta forma, conocerás tu situación económica real y podrás tomar decisiones financieras con conocimiento de causa y alcanzar tus objetivos económicos a final de año. Además, tener el control de tu situación económica te permitirá afrontar con mayor tranquilidad los imprevistos financieros que puedan presentarse.

Un nuevo año comienza y es momento de reenfocar las finanzas personales y buscar formas de mejorar la economía doméstica. ¿No sabes cómo gestionarlo? Ten en cuenta los siguientes consejos y fechas importantes para empezar a ahorrar.

Gastos fijos mensuales

No podrás saber cuál será el rumbo que deben tomar tus cuentas si no determinas antes el punto de partida. Al igual que una empresa determina sus activos y pasivos, es importante que revises tus ingresos y gastos.

  • Recopila todas las entradas de dinero en el hogar, como sueldos, rendimientos de productos financieros, subvenciones o cualquier otro tipo de ganancias económicas.
  • Diferencia los gastos según su importancia y periodicidad:
    • Gastos fijos. Son aquellos gastos periódicos que no se pueden eliminar bajo ningún concepto: la cuota de la hipoteca o el alquiler, el pago de créditos, etc.
    • Gastos variables. Forman parte de nuestro día a día y, aunque no podemos eliminarlos, podemos intentar reducirlos. Aquí podemos englobar las facturas de luz, agua, calefacción, teléfono e Internet, entre otros.
    • Gastos hormiga. En esta categoría se engloban gastos relacionados con temas de ocio o caprichos.

Teniendo en cuenta todo esto, podrás tener una previsión del gasto medio mensual en tu hogar y el potencial de ahorro mensual. Aunque hay otros ingresos y gastos puntuales que también es necesario considerar y prever.

Fechas clave del calendario de finanzas personales

Desde el punto de vista de los ingresos y los gastos, existen varias fechas clave que debes tener en cuenta a la hora de hacer tu calendario anual:

  • Anota las fechas de pago de los seguros anuales, como el de coche, el de hogar o de salud. Es importante que unos meses antes revises las pólizas y compares precios. Y si en tu caso concreto suponen un gasto importante, en ABANCA puedes pagar tus seguros mes a mes.
  • Si vas a tener pagas extraordinarias, anota los meses en los que recibirás ese ingreso. De esta forma, podrás establecer un plan de ahorro durante estas fechas con ese dinero extra.
  • Anota también los vencimientos de los créditos pendientes.

Apuntar estas fechas importantes es el primer paso para poder planificar todo tu año.

Fija tus objetivos de ahorro para este año

Una vez evaluados todos los gastos e ingresos, fija unas metas realistas de ahorro para los próximos meses. Apóyate en apps móviles como la de ABANCA para ver un informe detallado de cuáles son tus gastos mes a mes. También existen muchas plantillas de Excel que puedes descargar para realizar tu calendario de finanzas personal, o utilizar el método japonés Kakebo de ahorro.

Enero y febrero: rebajas y reajustes

Una de las primeras cosas que se nos viene a la cabeza al pensar en el final de las Navidades es la cuesta de enero y las rebajas. Los primeros meses del año se caracterizan por tener que hacer frente a los excesos de las Navidades, aprovechar las rebajas y un descenso generalizado en el consumo de hostelería y ocio.

Aquí tienes una serie de recomendaciones para superar la cuesta de enero. Por otra parte, te aconsejamos que en las rebajas vayas con una previsión de cosas que realmente necesitas para no caer en compras impulsivas. Y que aproveches estos meses de menos actividad social para crear un poco de colchón para los gastos de los meses próximos.

Marzo: adelántate a las vacaciones

Cuando se trata de las vacaciones, lo mejor es mirar con el mayor tiempo de antelación posible para conseguir los mejores precios. Por eso, si quieres ahorrar un buen pellizco en las vacaciones es recomendable que empieces a planificar tus viajes desde ya. Conforme se acerquen los meses estrella para las vacaciones (julio y agosto), se irán encareciendo los precios. Si tienes pensado hacer algo en Semana Santa o en verano, no esperes más. ¡Compara destinos y precios!

Abril: ahorra combustible y solicita el borrador de la renta

¿Temes la operación salida y retorno de Semana Santa? Sin duda, estas fechas representan todo un derroche de tiempo, combustible y, por supuesto, euros. Si puedes, adelanta o retrasa la salida y el regreso un día para no tener que salir o regresar cuando la gran mayoría de la gente lo hace. Es importante también que tengas en cuenta en tus trayectos nuestros consejos para ahorrar al volante.

Recuerda también hacer la declaración de la renta. Ten en cuenta que según tus ingresos y demás factores puede que no estés obligado a presentar la declaración de la Renta. Aunque puede interesarte presentarla de todos modos si te sale a ingresar.

Mayo y junio: ahorra en tu jardín y no te olvides de Hacienda

Si tienes jardín, es el momento de que prestes atención a todos nuestros consejos de ahorro. Escoge un sistema de riego eficaz y riega a primera hora de la mañana o a última de la tarde para evitar que se evapore el agua.

La primavera también es un buen momento para ir pensando en el verano. De cara a tus próximas vacaciones, revisa los límites de tus tarjetas y no descartes un seguro de viaje si vas a viajar a otro país. También te recomendamos que le eches un vistazo a nuestra guía para viajar al extranjero.

Y acuérdate de que, si el resultado de la declaración de la renta es a devolver o a pagar, tienes un plazo para presentarla. No te excedas de esa fecha límite.

Julio y agosto: controla el gasto durante las vacaciones

La gran mayoría de personas disfruta del período más extenso de vacaciones durante los meses estivales. Y, para muchos, las vacaciones suponen uno de los mayores gastos a asumir del año, sobre todo si son en familia durante mucho tiempo o en un destino lejano. Y esta tendencia también se ve reflejada en los precios de los vuelos o reservas de hotel. Por eso, antes de emprender un viaje o empezar un período vacacional, es recomendable que realices una previsión de gastos y establezcas un límite para no excederte y evitar gastar de más.

Al igual que has dedicado tiempo comparando precios de avión y hotel –o que has planificados los lugares que vas a visitar–, es importante que planees tus días desde el punto de vista financiero. El cambio de hábitos durante el verano puede terminar en cierto descontrol presupuestario.

Por otra parte, si tienes paga extra, este mes tendrás doble nómina, así como en diciembre. Recuerda guardar parte de esta paga para hacer frente a los gastos de los siguientes meses y que la vuelta al cole sea más holgada.

Septiembre y la vuelta al cole

Septiembre es sinónimo de vuelta al cole e, inevitablemente, viene de la mano de una serie de gastos inevitables para las familias: libros de texto, material escolar, ropa y calzado para el otoño. Ten en cuenta el gasto inicial que esto supone, y recuerda que con ABANCA siempre puedes para afrontar cómodamente el último trimestre del año.

Octubre, prepárate para el invierno

Ten a punto calderas y suministros para hacer frente a los primeros días de frío. ¡No te saltes las revisiones! Revisa también el aislamiento en casa, algo clave para el ahorro energético. Así, optimizarás el funcionamiento y evitarás un gasto excesivo en calefacción. Y si no te has decidido entre calefacción eléctrica o gas natural, te contamos las ventajas de cada tipo de suministro.

Octubre también es la época en la que los planes de pensiones toman protagonismo, sobre todo para aprovechar las ventajas fiscales que suponen de cara al siguiente año. Es un mes idóneo para informarse y buscar asesoramiento especializado.

Noviembre: prepara la Navidad con tiempo

El mes de noviembre es el mes de preparación para los gastos navideños. Programa con antelación todo y planifica las compras con tiempo. Noviembre es un buen momento para empezar a comprar y congelar comida de forma previa y esquivar la subida habitual del precio del marisco o la carne de diciembre.

Si tienes que comprar juguetes compara precios siempre. Puede haber diferencias entre tiendas de hasta un 20%. Aprovecha también las promociones de Black Friday y Cybermonday para los regalos. Te dejamos una guía de recomendaciones para comprar con cabeza en el Black Friday.

Diciembre: evalúa los gastos del año

Moderarse durante las navidades es la mejor opción para comenzar el siguiente año sin deudas. Establece un presupuesto e intenta no sobrepasarlo durante las fiestas.

Aprovecha este mes para hacer un balance de todo el año. ¿Cuál es el nivel de ahorro que has conseguido?, ¿qué gastos extra o imprevistos han surgido a lo largo del año?, ¿he seguido el calendario de finanzas establecido a principios de año? Este análisis te ayudará a hacer una mejor planificación para el siguiente año.

Con esta previsión anual, gestionar tus finanzas personales será mucho más fácil. Pero si en algún momento necesitas hacer frente a algún imprevisto, recuerda que con el servicio de pago fraccionado de ABANCA puedes aplazar tus gastos.

Recuerda que los contenidos de este blog tienen carácter informativo. Cualquier actuación motivada por su contenido o por la interpretación de las normas a las que hace referencia deberá ser analizada de forma específica teniendo en cuenta la situación particular de que se trate.

Logo Movil

Consejos para evitar estafas al comprar online

Suscríbete a la newsletter y consigue nuestra guía por tiempo limitado.